Saltar al contenido

Sánchez pone a Madrid en el punto de atención y culpa a los españoles del repunte de contagios

1 septiembre 2020
Sánchez pone a Madrid en el punto de mira y culpa a los españoles del repunte de contagios

Si este lunes Pedro Sánchez –frente a las primordiales caras del Ibex– demandaba «unidad, unidad y unidad» para terminar con el coronavirus, el día de hoy ha señalado a Madrid como una de las causas de los malos datos que lanza la pandemia en España.

El presidente del Gobierno ha asegurado en la Cadena Ser que «preocupa el estado de la salud pública y de la evolución de la epidemia en Madrid«. Y es que, conforme Sánchez, si bien la coordinación ha mejorado, «los niveles de rastreo y las capacidades estratégicas de ciertas comunidades autónomas deben prosperar». Sánchez ha dicho que no deseaba «juzgar» ni entrar en el discute de quién es responsable, mas que la evolución de la epidemia no es igual en todos y cada uno de los territorios.

Después de que la presidente de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, acusara el primer día de la semana al Gobierno de «enseñamiento» con la zona por incidir en su volumen de casos, Sánchez ha replicado que solamente hizo el directivo del CCAES, Fernando Simón, fue trasladar que «preocupa el estado de salud publica y de la evolución de la epidemia en Madrid».

A su modo de ver, el Gobierno hace lo que debe hacer con Madrid y con todas y cada una de las comunidades autónomas. Tras poner en el punto de atención a Madrid, ha emplazado nuevamente a todos y cada uno de los responsables políticos a «ejercer la unidad» y «desterrar de la administración contra el virus la lucha partidista» para ir contra «el oponente común» que es la pandemia.

En todo caso, ha negado que el Gobierno haya hecho una dejación de funciones y ha insistido en que está actuando y ofertando a las comunidades recursos humanos (rastreadores militares), tecnológicos (la aplicación radar covid) y la posibilidad de un estado de alarma territorializado. «Estoy ofertando lo que a mí no me ofrecieron, los votos para apoyarlo en el Congreso», ha señalado.

Eso sí, ha vuelto a dejar en claro que si los gobiernos autonómicos no solicitan la declaración del estado de alarma en su territorio no se plantea que el Gobierno central lo haga de oficio. «Nosotros estamos actuando ya», ha dicho, ejercitando «liderazgo y coordinación» con las comunidades autónomas para adoptar medidas sanitarias y poniendo a su predisposición recursos económicos, 16.000 millones de euros expepcionales.

Sin indicio de autocrítica: la ciudadanía se ha relajado

Como factor determinante en este repunte elevado de contagios, Pedro Sánchez ha señalado a la propia ciudadanía, remitiendo a «lo obvio», que los humanos son los que actúan «como muros o bien como vectores de la propagación del virus» y que en las primera semanas tras el estado de alarma hubo casos entre los trabajadores del campo (el colectivo de temporeros) y el ocio nocturno.

«Ha habido una serie de relajamientos por la parte de la ciudadanía en lo que se refiere a los niveles de protección y de urgencia sanitaria que ha tolerado una mayor circulación», ha dicho.

Descarta un estado de alarma en todo el país

Tampoco se plantea la vuelta a un estado de alarma extendido en toda España pues la evolución de la pandemia no es homogénea en todo el territorio con lo que no tendría justificación un estado de alarma homogéneo «con medidas igualmente duras en todo el territorio».

Además, ha señalado que si bien los datos son similares a los del mes de marzo y la evolución de la epidemia es «alarmante», asimismo «hay matices fundamentales». En específico, ha señalado la mejora en la capacidad de detección, con prácticamente quinientos mil de test en una semana.

Y ha recordado que, de manera coordinada con las comunidades autónomas, se consiguió atajar, este verano, los brotes que brotaron entre los temporeros y se trabajó para atajarlos en el ocio nocturno, las viviendas de mayores y las asambleas familiares.

A %d blogueros les gusta esto: