Saltar al contenido

Casi 2 de cada 100 personas que viven en Melilla son menas

7 septiembre 2020
Casi dos de cada cien personas que viven en Melilla son menas

Melilla, una urbe con una población de unos 86.500 habitantes, cuenta, conforme un informe de la Fiscalía publicado este lunes, con 1.398 Menores Extranjeros No Acompañados (menas) acogidos, lo que supone que casi 2 de cada 100 personas que viven en Melilla sean menas.

Por comunidades, Andalucía es la zona que más menores acoge, con cuatro.617 registrados; seguida de Cataluña, con 1.977; Melilla, con 1.398; País Vasco con 777; la Comunidad Valenciana con 691; Ceuta con 712; la Comunidad de Madrid con 489; la Región de Murcia con 262; y Canarias con 421 Canarias.

«Saber dónde y exactamente en qué situación se halla el menor no solo es una condición precisa para el debido funcionamiento registral, sino más bien asimismo es un presupuesto imprescindible para su protección eficaz y para eludir situaciones de peligro», apunta el Ministerio Fiscal, que apunta como uno de sus objetivos para 2020 el establecimiento de mecanismos de supervisión trasversal que mejoren la comunicación entre administraciones y organismos implicados.

En este sentido, asimismo se refiere a «la negativa a facilitar la debida información a la Policía Nacional por la parte de O.N.G. dedicadas a administrar centros de acogida de madres extranjeras con sus hijos», que aducen que debe existir un orden judicial o bien requerimiento expreso del fiscal individual y concreto para hacerlo.

Desde la Fiscalía recuerdan que «el interés de la Policía en conocer el paradero de las madres y los menores deriva, no solo en la necesidad de actualizar el Registro de Menores, sino más bien asimismo para eludir que puedan ser transformados en víctimas de redes de trata».

Caída en 2019

La llegada en pateras o bien embarcaciones afines de menores extranjeros no acompañados a lo largo del año 2019 ha descendido «considerablemente» con relación a el año 2018, conforme se desprende del Informe Anual de la Fiscalía. En específico, se ha pasado de los siete.026 menores contabilizados en 2018 a los dos.873 del año pasado, esto es, un 59,1% menos.

El Ministerio Fiscal recoge en el informe, hecho público este lunes y recogido por Europa Press, las cantidades de estos menores llegados al país en embarcaciones peligrosas. Estas cifras no incluyen, por consiguiente, a quienes se han introducido en España de forma furtiva mediante Ceuta y Melilla, ocultos en automóviles a motor, desde Francia o bien por vía aérea con documentación falseada.

Así, el perfil medio del menor que llega solo a España es de sexo masculino (el 93,3%), y procede de Marruecos (60%). Pero asimismo es significativa la representación de pequeños argelinos (12,2%), guineanos (nueve con seis%), costamarfileños (seis con tres%) y malienses (cinco con cinco%).

A %d blogueros les gusta esto: